Básquet 3×3: TORNEO PREVIO A LA FINAL INTERCONTINENTAL

Previo al duelo entre Quimsa y San Pablo Burgos, se realizó un torneo en los playones de Obras, con 16 equipos en ambas ramas. «Esperamos que sea el primero de muchos», deseó el director de la disciplina.

(Fuente: CABB – cronista: Pablo Nudenberg; fotos: Club Obras)

Mientras el Templo del Rock se preparaba para recibir la final Intercontinental entre Quimsa y San Pablo Burgos, en los playones del club Obras se vivía un clima de básquet mucho más distendido. Música, partidos al aire libre y una alfombra especial de juego formaron parte del ambiente que genera el 3×3: dinámica, diversión y buena onda. Así, con un formato de invitación que convocó a 16 equipos de ambas ramas, volvió la atrapante disciplina a Buenos Aires, luego de comenzar con diversos torneos en distintos puntos del Interior.

La jornada comenzó al mediodía con el torneo femenino, del cual participaron dos equipos de José Hernández (azul y blanco), dos del club anfitrión (amarillo y negro), otros dos de Vélez (azul y blanco), Deportivo Berazategui y Olimpo de Lanús. Luego de una pareja fase de grupos, Berazategui consiguió meterse en la final al superar a Hernández Azul por 15-10 en la semi, y del otro lado, Obras Negro hizo lo propio al superar a su par amarillo 16-14. Las que festejaron fueron las sureñas del Depo, que se impusieron 11-8 en el encuentro definitorio.

A continuación fue el turno del masculino, el cual también contó con ocho inscriptos, aunque San Andrés no presentó equipo. Por lo tanto, compitieron dos equipos de Arquitectura (rojo y blanco), otros dos de Estudiantil Porteño (rojo y azul) y de Obras (amarillo y negro), además de Vélez. Ambos representantes locales finalizaron invictos en la etapa regular, y luego del triunfo 21-13 del amarillo sobre Arquitectura blanco, y del negro ante Vélez 16-12, los dos equipos de Obras se enfrentaron en la final. Allí, el amarillo superó 21-12 al negro y alzó el trofeo.

«Estamos muy contentos de lo que pudimos hacer», dijo Carlos Spellanzón, Director Nacional de 3×3, a Prensa CABB«El 3×3 acompañó un evento muy importante como es la Copa Intercontinental. Que la disciplina este presente nos enaltece y más con la presencia de las autoridades de FIBA a nivel mundial, quienes vieron el trabajo que estamos realizando», señaló.

«También nos alegra que el trabajo que llevamos a cabo con la Escuela Argentina de Árbitros durante cuatro meses de pandemia, con las charlas y capacitaciones que se dieron junto a Pablo Estévez y Fabricio Vito, coordinados por Sebastián Moncloba, hayan dado sus frutos. Los chicos que vinieron a dirigir estuvieron a la altura: sabían el reglamento del 3×3 a la perfección», destacó Spellanzón sobre la labor de los árbitros.

En la etapa final del balance, el director del 3×3 celebró la buena convocatoria y el ambiente que se generó en Obras. «La cantidad de equipos que se presentaron y la cordialidad que hubo dentro del torneo también son para alegrarse. Estuvo muy lindo. Esperemos que sea el primero de muchos más», concluyó Spellanzón, con su deseo de que el 3×3 vuelva a reunir pronto a más jóvenes dentro de una cancha de básquet.