Voley: ANÁLISIS DEL ENTRENADOR JULIO VELASCO DE LOS PARTIDOS DE LA SELECCIÓN MASCULINA EN LOS JUEGOS PANAMERICANOS DE TORONTO 2015

(ENVIADOS ESPECIALES Deporte Argentino Plus y Noti-Amateur; @deporteargplus; @AleMolezzi; @Luchimazzaferri; fotos: Guillermo Molezzi y producción Deporte Argentino Plus) Habiendo pasado un mes de la obtención de la histórica medalla de oro por parte del Seleccionado Argentino masculino de Voley en los Juegos Panamericanos Toronto 2015, presentamos el análisis realizado por el destacado entrenador nacional Julio Velasco acerca del desarrollo de los partidos disputados por el equipo.
Partido 6: Argentina-Brasil – FINAL
«Estoy muy emocionado porque una victoria con Argentina es la primera vez que la tengo, he ganado en otros lados pero no en mi país pero bueno vine a tratar de contribuir al vóley argentino y el equipo me regaló una victoria en el Panamericano con dos partidos finales dificilísimos con Canadá y con Brasil donde jugamos con la técnica y la táctica pero también estuvo el corazón de estos chicos porque levantar el partido en el cuarto set no era fácil».
«En partidos como esta final, hay que hacer todo tipo de análisis, nosotros hacemos un tipo de trabajo donde Hernán Ferraro maneja la táctica del bloqueo y continuamente iba diciendo al equipo dónde bloquear. Lo que no funcionaba era la defensa, cuando pasaba el bloqueo nosotros no defendíamos y ellos sí defendían muchísimo como Canadá, y por eso en el segundo y el tercer set nos pasaron por arriba. Remontar eso no es fácil, yo les insistía que para remontarlo teníamos también que defender y teníamos que mejorar el cambio de saque, nos habían puesto mucho en dificultad con el saque floting se nos separa la pelota de la red, jugábamos muy descontado, hoy no jugaron bien dos jugadores que habían jugado bien todo el Panamericano como González y Palacios y hubo que hacer cambios y la verdad que funcionaron, Ramos es un jugador que hace un mes está jugando de opuesto, primero probé con Filardi y después con Zornetta que es un jugador muy emotivo, que bloquea muy bien, de frente hizo un bloqueo fundamental, recibe muy buen, Filardi también porque es obviamente un especialista y funcionó, cuando funciona todos te dicen qué bárbaro pero uno no está seguro que funcionen. Lo que uno no tiene que hacer es resignarse y dejar que el equipo termine perdiendo con lo que hay, como hay doce jugadores y todos entrenan y quieren jugar, y el grupo es muy unido y lo remontaron ellos con técnica, con táctica y con mucho corazón y eso creo que es importante porque el deporte tiene valores que no son solamente técnicos y cuando pasan partidos así la gente tiene que estar orgullosa de esto chicos».
«El problema en el día de la final es que a la mañana no pudimos entrenar con la pelota, porque en Toronto habían ya cerrado la Universidad donde entrenábamos y estaba solamente el campo de entrenamiento pero ahí no se puede sacar porque es muy corto, pudimos hacer una activación física en el gimnasio de la Villa y una vez más nos costó entrar en el partido cuando no entrenamos a la mañana, pero también había chicos emocionados que no tienen la experiencia, un poco de todo porque en la final no se puede pensar que un equipo no entra concentrado, sino que hay otros factores pero logramos hacerlo durante el partido y esas son cosas que nos quedan en la historia con este equipo, el partido con Canadá, el partido final con Brasil, mucho más que el partido con Estados Unidos o con Cuba que fueron partidos más claros. Son experiencias que ellos tienen que recordar y agarrarse de ellas en momentos difíciles porque un equipo para crecer y para ser grande tiene que saber remontar partidos difíciles cuando el adversario juega mejor».
“No somos mejores que Brasil A pero tampoco éramos mejores que Estados Unidos y en el Mundial les ganamos, nosotros no vamos a ir nunca a perder porque si bien la diferencia existe, no son de otro planeta».
«No se puede saber si vamos a llegar a ese nivel, por ahí no llegamos nunca porque nosotros podemos planificar pero los otros también planifican. Creo que es el error nuestro porque cuando nosotros tenemos algo bueno, creemos que somos los únicos que lo tenemos, nosotros tuvimos a la Negra Sosa pero no es que los otros países no tienen a nadie que cante bien, o sea, los otros entrenadores adversarios también planifican, también tienen buenos jugadores, también trabajan mucho, también hacen todo. Confío en este equipo y no lo entrenaría si no confiara pero cuando se gana no hagamos proclamas porque nunca se sabe. Le ganamos a Cuba y a Colombia y jugamos el tercer partido con Brasil y perdimos».
«La actuación en todo el torneo de Toronto creo que fue muy buena, tuvimos ese partido con Brasil en la clasificación que jugamos mal, en la final no fue un muy buen partido en la cuestión técnico-táctica en los tres primeros sets, inclusive el set que ganamos. Después sí empezamos a jugar bien tanto el cuarto como el quinto. En el cuarto set reaccionamos contra un equipo que estaba jugando mucho mejor que nosotros, y ese es un valor importantísimo que es imposible de entrenar, eso se entrena en estas competencias, no se puede reiterar en un entrenamiento esa situación. Los remontaron un partido, me gustaría ganar más fácil la verdad (ja) pero ya que no se puede, me gusta así también. Lo que trato de enseñarle a los chicos es que no tienen que acostumbrarse a una sola manera de ganar ni de perder, el deporte presenta infinidad de situaciones. Hay que saber ganar cuando juega mejor, hay que saber ganar cuando juega peor pero no todo el partido porque si no obviamente se pierde, hay que saber reaccionar, hay que saber mantener la concentración cuando se gana fácil y no creer que ya terminó el partido porque se está 2 a 0, hay que respetar a todos los rivales, parte de lo que un equipo tiene que ir aprendiendo».
«Por el poco tiempo que está entrenando como opuesto, lo de Ramos en la final fue buenísimo. En un jugador con carácter. Digo que hay jugadores que ‘se hacen los duros’ y jugadores que ‘son duros’. Éste es duro, no se hace el duro, nunca, no pelea ni saca pechito, es duro. Uno puede confiar en él pero técnicamente tiene que trabajar mucho, hizo aces, bloqueó, defendió, igual sé que en el club va a jugar de central. Hablé con Armoa cuando tomé la decisión para avisarle y, como siempre, Fabián se mostró disponible y me dijo que en el club cuando tenga un ratito lo va a hacer atacar de opuesto, después del entrenamiento dado que le gusta trabajar cosas nuevas. Y nosotros le vamos a trabajar también de central, porque ellos tienen el Mundial de Clubes bastante cerca, y tienen poco tiempo. Cuando hay colaboración así todo es más fácil».
Partido 5: Argentina-Canadá SEMIFINAL
«Fue un partido dificilísimo porque Canadá defendió muchísimo, no podíamos parar a Perrin, ni al número cuatro, ni al opuesto. Lo que más me gustó es que nunca se perdió la cabeza. Seguíamos jugando punto a punto, pelota tras pelota y eso es muy importante. Ellos jugaban muy bien, el partido era muy difícil ya que atacábamos y defendían pelotas increíbles y en otro momento nos hubiese llevado a cometer errores. El querer pegar más fuerte de lo que naturalmente viene el gol de ataque, lleva a veces a errar o a ser bloqueados. Nosotros mantuvimos la mente fría, jugamos con garra y espíritu y los cambios fueron muy importantes. La victoria es del equipo, ésto se lo merecen los jugadores. Estamos cansados porque de la Liga Mundial pasamos directamente a los Juegos, pero muy motivados, habíamos ganado dos partidos muy bien y después nos caímos con Brasil, le ganamos a Estados Unidos y el partido de la semifinal con Canadá fue el partido más difícil del Panamericano, el equipo está muy bien de la cabeza para la final».
Partido 4: Argentina-Estados Unidos CUARTOS DE FINAL
«Hoy jugamos bien, lo hicimos muy bien en defensa, siempre estudio mucho a los americanos en esta parte del juego y parecíamos americanos nosotros (ja). Ellos también defendieron mucho, pero nosotros defendimos muchísimo y organizamos bien el contraataque, jugamos con lucidez la realización de nuestro ataque tanto en el cambio de saque como en la fase de contraataque, metimos mucha presión con el saque. Fue un buen partido que después de la derrota de ayer se necesitaba».
«De ayer a hoy no hablamos mucho, lo necesario, tampoco cuando se pierde un partido tan mal hay que revolver demasiado porque no hay tiempo, hay que pensar enseguida el partido siguiente, hablamos lo que teníamos que hacer bien, analizamos a Estados Unidos y ya está, no hay tiempo de mucho. Si uno se queda demasiado alrededor del partido que se perdió el equipo no lo logra asimilar, esas son cosas que se hacen después con la mente fría, en el período de entrenamiento lo volvemos a ver ese partido hoy entraron con mucha más adrenalina, mucha más determinación porque sabían que ayer había falta eso, quizás hubo un afloje por haber ganado los dos primeros partidos, el equipo B nuestro le ganó tres partidos sobre cinco a Brasil en la gira antes de los Panamericanos, difícil saberlo. Hoy entraron de otra manera. Les ví la mirada distinta, los ‘ojos del tigre’ como digo yo, hoy estaban distintos. Los chicos tienen que entender que la técnica no existe sola la adrenalina y la determinación tienen mucho que ver en un juego tan rápido como éste todo se hace mejor pero además de eso que fue un elemento importante, hubo una gran lucidez junto con la determinación, estuvieron muy inteligentes para jugar el partido de hoy».
«El próximo con Canadá es otro partido, como siempre cada partido tiene su historia, ni siquiera hay tiempo de festejar éste, que hay que pensar en el próximo, va a haber que jugar muy bien, esperemos que estén todos bien y recuperen rápido, que hoy logren dormirse temprano porque mañana es otra historia «.
«De la cabeza después de ganar se está siempre bien pero  físicamente espero que estén todos bien, van a estar cansados, tenemos para recuperarnos un día, tuvo algunos inconvenientes Gauna pero ya está mejor, hoy no necesitamos utilizarlo pero si en el próximo necesitamos vamos a tener que tenerlo bien».
Partido 3: Argentina-Brasil RONDA CLASIFICACIÓN
“Vi un partido donde Brasil jugó muy bien sobretodo el opuesto que venía errando mucho, contra nosotros erró una sola pelota en todo el partido, no sé si esto sorprendió a los jugadores, pero yo antes del partido no los veía con la agresividad necesaria, desconozco si es porque estamos cansados dado que hace tres semanas que estamos dando vueltas por el mundo o si es porque se pensaba que Brasil había perdido con Cuba y como nosotros le ganamos a Cuba, en modo inconsciente uno piensa que el partido es menos difícil de lo que es”.
“El resultado es que EL EQUIPO no salió. Uno lo ve en el vestuario, en los ojos de jugadores, en las ganas de entrar a la cancha, en las manos sudadas”.
“Hubo también errores nuestros en la organización porque nos equivocamos en la camiseta que había que traer, hubo que ir a buscarla y eso también influyó. El hecho es que no entramos a la cancha como un partido decisivo”.
“A mí me gusta hablar de los ojos del tigre porque es una imagen de agresividad controlada, no de agresividad loca en la que se le pega al primero que tiene adelante el tigre parece un gatito y está esperando el momento para saltar a la presa. Y eso es una cosas que tenemos que aprender a tener porque este equipo tiene muchos altos y bajos, no juega todos los partidos con el mismo nivel de agresividad, no es el único equipo, no nos sobra nada y cuando el partido se pone mal, se bajonea. Nosotros para jugar contra cualquier equipo, tenemos que jugar al mango, así lo pienso, no sé si coinciden o no conmigo, la mayoría en nuestro país cuando se ganan dos partidos, creemos que somos los mejores, somos buenísimos. Esta vez no creo que haya sido eso, pero siempre intento estar atento, de guardia. Desde el año 1958 en adelante, esto lo tengo en la cabeza eso. Del partido con Brasil rescato algunos cambios que entraron bien como De Cecco, Palacios, los cambios los necesitamos pero no hubo continuidad como equipo”.
“Mucho tiempo para trabajar cosas, ahora no tenemos. Inclusive es la segunda vez que no entrenamos por la mañana y nos cuesta entrar en partido, aunque hayamos hecho un trabajo en la villa de calentamiento, de movilidad, la próxima vez si nos toca jugar temprano igual vamos a entrenar aunque sea a las 7 de la mañana, pero vamos a entrenar”.
“Es mi primera vez en un Juego Panamericano y uno está un submarino porque entre ver los rivales, trabajar con el equipo, hablar con los jugadores, no hay tiempo de nada. Inclusive no pude ni abrir el libro que estaba leyendo estos días. Hace tres semanas que estamos dando vueltas, por eso cuando hay un poco de tiempo trato de descansar ya no soy un pibe, hay que recuperar porque el ritmo es complicado. Además ahora tenemos que ganar el cruce para poder estar en semifinales, hay que pensar en el próximo partido inmediatamente”.
Partido 2: Argentina-Colombia RONDA CLASIFICACIÓN
«En el partido de hoy jugamos con los otros jugadores, los que habían jugado menos, para llegar todos bien al tercer partido que es importante para salir primeros en la zona. Aunque lo decisivo del torneo viene después, en los cruces ahora salir primeros o segundos la única ventaja que da es que se descansa un turno pero es relativo porque por un lado se descansa pero por otro se pierde ritmo de juego. De todos modos queremos salir primeros en el grupo, vamos a ver con Brasil pasado mañana».
«El equipo está bien, muy motivado, muy concentrado, muy ordenado, tanto afuera como adentro de la cancha, lo de afuera es muy importante para poder recuperar porque la Villa Panamericana es muy diferente a lo que están acostumbrados los equipos de vóley o de fútbol, con hotel, habitación de a dos, todo tranquilo, bares dentro del hotel, acá es todo otra cosa, no hay dónde estar, son muchos por habitación, no es que hay un lugar donde uno está tranquilo y se relaja, pero el equipo está muy ordenado, cumple los horarios, descansa, duerme y eso nos ha hecho recuperar físicamente. Y en la cancha estamos jugando bien el sistema de bloqueo-defensa que siempre es lo más difícil cuando el adversario tiene la pelota, está funcionando bien, por momentos cometemos algunos errores pero eso lo vamos corrigiendo. En la parte de cambio de saque, la recepción y el ataque están mejorando, con Cuba anduvo bien, ahora vamos a ver con Brasil que es un rival bueno».
Partido 1: Argentina-Cuba RONDA CLASIFICACIÓN
«Los ví bien a los chicos, el partido nosotros lo habíamos pensado un poco como salió, meterle mucha presión con el saque y por suerte el saque anduvo bien porque sabíamos que ellos tenían dificultades con el saque en salto y también hablamos de no pensar solamente en bloquearlos sino en defender y lo hicimos bien, defendimos bastante, ellos también pero cometieron muchos más errores que nosotros, anduvimos mejor en ataque. Creo que fue un buen partido, perdimos el tercer set pero ellos hicieron cosas muy buenas en ese momento, no fue que nosotros bajamos mucho sino que ellos subieron el juego. Pero como partido debut fue muy bueno».
«Venimos jugando, estuvimos en Bulgaria, las finales de la World League. El peligro nuestro es más el cansancio que no encontrar el equipo porque viene jugando, hay mucha motivación, hay mucho orden, las Villas Panamericanas u Olímpicas son complicadas de manejar porque hay mucho tiempo libre, no hay dónde estar, las habitaciones no son de hotel y los chicos la verdad es que están muy ordenados, muy concientes de la necesidad de descansar, de estar juntos, van a comer todos juntos, eso ayuda mucho a que la concentración en los partidos sea muy buena».